EFE.- El sector comercial global volvió a mostrar dudas a corto plazo, al seguir los problemas en la cadena mundial de suministro y haber aumentado éstos durante la reciento ola de COVID ligada a la variante ómicron, según evidenció hoy el nuevo índice de confianza de la Organización Mundial del Comercio (OMC).

El Barómetro de Mercancías de la organización, que por debajo de 100 augura una contracción del comercio, se situó en 98.7 puntos, una cifra incluso menor que la de noviembre (99.5), aunque la OMC se mostró optimista en que lo peor de la crisis en los intercambios haya pasado, dado que a mediados de 2020 llegó a caer a los 85 puntos.

“Las perturbaciones en el suministro han frenado el rebote que se había producido en el comercio de mercancías, pero la situación puede empezar a cambiar dado que las presiones sobre la cadena comienzan a aligerarse”, analizó la organización con sede en Ginebra.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

La relajación de las medidas sanitarias, una vez se ha comprobado que los casos ligados a ómicron son en general leves, ayudará a reimpulsar el comercio en los próximos años, vaticinó la OMC, aunque condicionó esta posibilidad a que no surjan otras nuevas variantes preocupantes.

Casi todos los seis componentes del barómetro estuvieron cercanos al umbral de los 100 puntos que por encima indican expansión, exceptuando la exportación de automóviles, que se situó en los 92 puntos, y el nivel de transporte marítimo, en 97.2, dado el actual momento de persistente congestión portuaria.

Sobre los otros subíndices, las órdenes de exportación marcaron 99.9 puntos, el tráfico aéreo de mercancías 101.7, el comercio de componentes electrónicos 98.6 y el de materias primas 101.6.

Leer también: Comisión del Mercado de Valores de Portugal, alerta sobre riesgos de criptoactivos