EFE.- Honduras recibió 1.192,1 millones de dólares entre enero y febrero pasado por concepto de remesas familiares, un 25,8 % más que en el mismo período de 2021, informó este martes el Banco Central del país (BCH).

El monto de remesas en los primeros dos meses de 2022 fue superior a los 947,9 millones de dólares del mismo lapso de un año atrás, según un informe del BCH.

En enero, Honduras recibió 583,4 millones de dólares en remesas, cifra que en febrero aumentó a 608,7 millones de dólares, añadió el banco emisor del Estado.

Del total de remesas, más del 80 % proviene de Estados Unidos, país donde viven poco más de un millón de hondureños de manera legal e ilegal, señala el documento.

Le invitamos a seguir nuestra página de Facebook

Luego le siguen, en ese orden, España (11,5 %), México (2,4 %), Costa Rica (1,5 %) y desde Canadá y Guatemala (4,3 %), según el Banco Central.

Las madres en Honduras son las principales receptoras de remesas (36,8 %), seguido de los hermanos (19,2 %), los hijos (13,6 %), los padres (7,4 %) y los cónyuges (7,1 %), agregó.

El 79,6 % de las familias hondureñas que reciben este dinero lo utilizan sobre todo para pagar gastos de alimentación, servicios de salud y educación, y el 6,4 % lo destina a inversión de capital fijo, indicó el BCH.

Honduras captó 7.370 millones de dólares en remesas en 2021, un 28,3 % más que los 5.741,1 millones recibidos en 2020, según cifras oficiales.

Las remesas representan alrededor del 20 % del producto interno bruto (PIB) del país centroamericano.

Las remesas son la principal fuente de divisas del país, por encima de las exportaciones como el café, los productos de la maquila, el camarón y otros, detalla el documento.

La recepción de remesas en Honduras se remonta a la emigración masiva de nacionales de ese país tras el devastador paso del huracán Mitch por Centroamérica a finales de 1998.

En 1999, el primer año del que ofrece resultados el Banco de Honduras, las remesas fueron de alrededor de 320 millones de dólares (ajustado al cambio actual). 

Los centros comerciales ya retomaron su ritmo normal y como extra, muchos ofrecen el servicio de vacunación