El Instituto Nacional de Seguros sigue rompiendo récords, elevando 64% sus utilidades este 2021 en comparación con el año anterior. Posicionado entre las empresas con mejor reputación en Costa Rica. 

El más reciente informe del Monitor Empresarial de Reputación Corporativa (MERCO) ubicó al Grupo INS entre las 20 empresas con mejor reputación en Costa Rica, siendo la única empresa de seguros en este ranking.  

Son 98 años de trayectoria del Instituto Nacional de Seguros y las cifras certifican que hoy es la aseguradora con más experiencia en el mercado otorgando un servicio confiable y con respaldo. Durante los últimos años, ha enfocado sus esfuerzos en la disrupción. 

“Los cambios que como empresa hemos implementado han sido pensados en acompañar a nuestros clientes más afectados, ya sea por el COVID-19, la contracción económica, el aumento del desempleo y el cierre preventivo de la actividad comercial, la accidentabilidad o cualquier factor externo que altere el bienestar de nuestros públicos”, señala Gabriel Pérez, presidente ejecutivo del INS. 

El Instituto Nacional de Seguros es la empresa financiera del Estado con el patrimonio más grande de Costa Rica.

Durante 2021, el INS rompió récords reportando utilidades por ¢198.414 millones, casi US$ 300 millones, lo que se traduce en un 64% de incremento respecto al año anterior, devolviendo a la sociedad costarricense la suma de ¢140 mil millones, más de US$ 214 millones. 

Además, es la entidad con mayor participación en la industria, manteniendo a enero de 2022 un 76% del mercado en Costa Rica. 

A pesar de los 98 años de trayectoria, el Instituto Nacional de Seguros hoy tiene un compromiso con la transformación digital y la innovación mediante productos que buscan la protección, seguridad y tranquilidad para todas las personas aseguradas. 

A nivel organizacional, se está implementando los más altos estándares de Gobierno Corporativo.

Esto contempla un control interno y administración de riesgo. El INS contempla como referente las mejores prácticas internacionales que permiten una gestión controlada de riesgo y reputación. 

“Nuestra estrategia de relacionamiento con los distintos actores se centra en el compromiso ético, la responsabilidad laboral, el enfoque de sostenibilidad en la transversalidad de los negocios y, sobre todo, un modelo de liderazgo que inspira a partir del ejemplo de vida”, concluye Gabriel Pérez.