Reuters.- El gobierno de Honduras dijo el viernes que desembolsará 1,900 millones de lempiras (78 millones de dólares) para otorgar un subsidio a la energía eléctrica y evitar incrementos en las tarifas, disparadas por el aumento en los precios de los combustibles a causa de la guerra entre Rusia y Ucrania.

La estatal Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE) tenía previsto subir las tarifas eléctricas entre un 11% y un 12% a partir del viernes, lo que habría impactado a unos dos millones de abonados entre residenciales y no residenciales.

“Gracias a la voluntad de férrea de la presidenta Xiomara Castro no habrá alza de la energía eléctrica debido a la crisis internacional”, dijo en un comunicado el ministro de Energía, Erick Tejada.

Leer también: Estados Unidos dona a Honduras 153,600 vacunas pediátricas contra la covid-19

La semana pasada, el Gobierno anunció el congelamiento por un mes de los precios de la gasolina regular y el diésel.